Voluntarias europeas en Fepamic: la solidaridad sin fronteras

Léa, Zuzanna y Vanda-Elvira son las tres voluntarias seleccionadas para realizar un Servicio de Voluntariado Europeo en Fepamic.

De izquierda a derecha: David Nieto, coordinador de programas europeos de Fepamic; Lea, Zuzanna y Elvira.

Creatividad, compromiso, cariño, sensibilidad, frescura, alegría… son algunos de los ingredientes con los que estas tres jóvenes europeas están desarrollando su experiencia de voluntariado en Fepamic. Desde su llegada en enero de este año, las tres voluntarias se han ganado un hueco en el corazón de los usuarios -y los trabajadores- de Fepamic.

Léa, Zuzanna y Vanda-Elvira están aquí a través Servicio de Voluntariado Europeo, englobado en el programa “ERASMUS+” y cofinanciado por la Unión Europea. Se trata de un servicio que Fepamic comenzó a prestar en 2014 como organización acreditada tanto de acogida, como de envío y organizadora.

Léa Soulisse es francesa, de 23 años, y posee un Grado en Técnicas y Ciencias de Deporte Adaptado así como un Máster en Integración de personas con discapacidad. Amante de la música y virtuosa del violín, está desarrollando su voluntariado en el Gimnasio de nuestra Residencia de personas Gravemente Afectadas.

Por otro lado, contamos con Zuzanna Lewandowska, polaca de 24 años, con un Máster en Psicología. Quien ya llegó con un buen nivel de español que ha contribuido a una más rápida adaptación a su nuevo entorno personal y profesional. Cantar es uno de sus hobbies y del cual ya ha hecho gala en actos de nuestra Federación. Desarrolla su voluntariado dentro del taller de Logopedia de Residencia.

La tercera es Vanda-Elvira Speranskaya, de 23 años y doble nacionalidad ruso-letona. Es graduada en Ciencias de la Comunicación y fotógrafa. Elvira tiene experiencia montando eventos, así como una gran creatividad, de ahí que en estos primeras semanas su voluntariado se engloba dentro de los talleres de Manualidades tanto de Residencia como de la Unidad de Día de Córdoba. Participa activamente en la organización de eventos, como el reciente día de la Paz o el pasacalles de Carnaval 2015.

Las 3 cuentan desde origen con un buen nivel de inglés que se usa como base de comunicación y mejora de su aprendizaje en el castellano.